Cuando en una conversación de empresa surgen las palabras “Vídeo Corporativo” la mayoría de gente se echa a temblar.  Y no es para menos ya que casi instantáneamente a uno le vienen a la mente conceptos como “día perdido”, “ruido y molestias en la oficina” y principalmente “todo para un vídeo que no va a ver ni cristo por aburrido”.

Y eso es porque quizá tenemos interiorizado un concepto de lo que es el vídeo corporativo que es totalmente incompleto. Normalmente lo reducimos a ese vídeo que se hace dentro de una empresa para mostrar su funcionamiento y que acaba mostrándose en una tele de tubo de un stand de feria de 2m2.

Nada más lejos de la realidad.

Mentoring MdH Online

El concepto de vídeo corporativo es amplísimo y comprende una cantidad de productos tan grande que para cubrirlos todos se necesita un blog entero.

 

Qué es el vídeo corporativo


Vídeo Corporativo es un tipo de contenido audiovisual centrado en algún aspecto relacionado con una empresa de manera directa o indirecta y que viene a cubrir una necesidad corporativa.

Wow… Seguro que esta definición hará las delicias de los marketeros más acérrimos y a nosotros nos hace un favor ya que, además de algo pomposa (lo pomposo vende, ojo), es lo suficientemente abierta como para que se nos abran los ojos a un mundo lleno de enormes posibilidades.

¡Vamos a entrar en materia!

Objetivos de los vídeos corporativos


Si releemos nuestra definición de Vídeo Corporativo veremos que al final dice que “viene a cubrir una necesidad corporativa”.  Esto quiere decir que surge como respuesta a una inquietud o problema en el seno de la empresa.

Obviamente el vídeo corporativo no va a ser la solución empresarial a todos los problemas que tengamos pero, si echamos un vistazo al tipo de necesidades que puede cubrir, quizá empecemos a mirarlo con otros ojos.

😇 Mejorar la imagen corporativa

Posiblemente sea uno de los objetivos principales por los que una empresa decide realizar un vídeo corporativo.

Y sigue una lógica bien simple:  si la gente te ve, existes.  Y si existes, la gente te va a clasificar, aunque sea de manera inconsciente.

Así que, el vídeo resulta un vehículo perfecto no solo para que la gente te vea sino también para transmitir una serie de valores a la audiencia.  Y es esa audiencia, justamente, la que, al recibir estos inputs, puede dejar de considerar la empresa como una “cosa” o un ente sin vida para empezar a humanizarla, valorarla y sentir empatía.

“Transferencia de valores: Coca Cola =  Felicidad”

📢 Comunicar un evento

Principalmente, el vídeo corporativo es un vehículo de comunicación.

¿Comunicación de qué?

Pues aquí podemos abrir un amplísimo abanico de posibilidades. Puede ser:

🢂 un evento interno o externo,

🢂 un anuncio,

🢂 una promoción,

🢂 un manual de uso,

🢂 una voluntad de informar a la audiencia con el fin de que se conozca mejora la compañía…

Y la lista podría seguir y seguir hasta el infinito.

🏅 Mejorar el posicionamiento

Ya hemos comentado que cuando la audiencia ve un vídeo corporativo se produce una transferencia de valores que permite a las personas empatizar y clasificar la empresa.

Si jugamos bien nuestras cartas podemos utilizar este efecto para que la gente asocie a nuestra empresa valores que pueden resultarle muy interesantes a la postre.

Algunos de estos valores serían la percepción de la empresa como una autoridad competente en la actividad que realiza, como una fuente de información fiable, como el mejor especialista y por tanto la mejor solución a los problemas que pueda tener.

Si conseguimos este objetivo será mucho más fácil que el posible cliente acuda a requerir nuestros servicios para cubrir sus necesidades.

★ Es lo que en publicidad se denomina llegar al top of mind.

Es difícil que venga a la mente otro nombre diferente al de Intel cuando se habla de procesadores para ordenadores.  Intel está en el top of mind

🔗 Aumentar el sentimiento de pertenencia

Cuando la empresa quiere dar un paso más hacia la conexión con sus clientes tiene que ofrecerle algo exclusivo y personal.  Puede ser en alguna de las múltiples variantes que tiene el vídeo como una felicitación de cumpleaños, un webinar limitado a x personas, contenido Premium, etc.

En cualquier caso, el vídeo corporativo es el canal perfecto para crear esta conexión.  La audiencia sentirá que ellos mismos forman parte de la empresa, que son importantes para ella y que están atendidos.  Y no solo eso sino que, con un programa bien diseñado, podemos llegar incluso a convertirles en los mejores embajadores de nuestra marca.

 

Ventajas del vídeo corporativo para las empresas


Frente a la creación de otros tipos de contenido como una campaña de e-mail o un artículo en un blog, el vídeo corporativo tiene una serie características que le dan cierta ventaja sobre el resto.  De entre todas ellas podríamos destacar:

★ Fácil Consumo

La gente siempre estará más motivada para consumir un vídeo que para leer un texto.  Es más cómodo, se digiere más rápido y es más rico en detalles.

A mí me gusta pensar que alguien que escribe un artículo ha de hacer una codificación en texto de algo que está “viendo” en su mente o en el mundo real y luego el lector ha de hacer el proceso inverso.

Sin embargo, en el vídeo estos procesos de “codificación-descodificación” no son necesarios. ¡El vídeo corporativo entra por vía intravenosa!

★ Efecto Inmediato

¿Te has preguntado por qué siguen haciendo vídeos de teletienda después de tanto tiempo?

Son muy agresivos activando la venta por impulso.  Sin recomendar ese estilo para nada, son una buena muestra de hasta dónde se puede llegar.

★ Alto ratio de reacción/conversión

Agárrate porque hace poco ha salido el informe de Animoto sobre el estado del vídeo social en 2018 en el que se especifica que el 73% de los consumidores recibieron un impacto en los social media de la marca antes de su decisión de compra y que el vídeo es el tipo de contenido favorito.

El informe complementario sobre tendencias de marketing revela que el 93% de los marketing managers reconoce haber conseguido clientes gracias al vídeo.

Si esto es posible en el ámbito del vídeo social podemos imaginar las posibilidades de aplicar el medio adaptado a nuevos objetivos corporativos como por ejemplo que un empleado se apunte a un curso de formación, crear una sinergia con otra empresa, convencer a un inversor, etc.

estado del vídeo social en 2018

 

★ Socialmente extendido

Todo el mundo conoce el formato.  Es masivamente consumido hasta el punto que ya es “esperable”.  Pocos conciben que algunas determinadas actividades no vayan acompañadas de un vídeo.

 

Tipos de vídeo corporativo


Aquí es donde nos daremos realmente cuenta de que el vídeo corporativo no se circunscribe solamente al vídeo típico enseñando procesos de fabricación y resaltando los valores de la empresa.

He creado dos clasificaciones posibles y escoger una categoría u otra dependerá de los objetivos que persigamos y de lo que aconseje el departamento o la persona en la que confiemos la dirección de nuestros proyectos multimedia.

Según contenido

  • Reportaje: Es el típico vídeo que nos viene a la mente al hablar de vídeo corporativo. Suele explicar la visión de la empresa, sus procesos, presenta al equipo, etc.

 

  • Anuncio. Un vídeo corporativo corto con un mensaje directo cuyo objetivo es difundir una comunicación referente a la propia empresa o su producto/servicio.

 

  • Webinar. El término resulta de la combinación entre seminario y web. Es una presentación o taller que puede realizarse en la misma empresa o un pequeño plató y que se emite en directo normalmente por live streaming.  Permite la interacción en tiempo real entre las personas que conduzcan el seminario y su audiencia.  Normalmente la gente usa el navegador web para ver la transmisión.

 

  • Didáctico. Vídeo instructivo cuyo objetivo es ayudar a la audiencia a adquirir un nuevo conocimiento, que interiorice un nuevo proceso corporativo, etc. Suele ser normal que se vea ayudada de gráficos en movimiento.

 

  • Conferencia. Transmisión en directo de algún evento en gran sala como hoteles o centros de convenciones.

 

  • Entrevista. Vídeo que puede ser emitido en directo o editado en el que alguna personalidad relevante dentro del entorno de la empresa (cliente, proveedor…) contesta a las diferentes preguntas del entrevistador y que ayudarán a la audiencia a tomar una acción determinada

Según metodología

  • Live action. Aquellos vídeos corporativos de ficción o reales protagonizados por personas, ya sean actores o empleados.

 

  • Animación. Vídeo que se ayuda de grafismos en movimiento para ilustrar una idea. Esta categoría es amplísima y podríamos dividirla en muchas más subcategorías como animación tradicional, 3D, 2D, stop motion, etc. Cada una tiene sus connotaciones que podemos aprovechar para proveer de más energía a nuestro mensaje.

“Con unos cuantos toques de marketing podría ser un vídeo didáctico de una empresa de alarmas”.

  • Live Streaming. Transmisión en directo de un evento corporativo.  Puede ayudarse de grafismos.  Es el más indicado si se quiere tener una interacción en tiempo real con nuestra audiencia a medida que se produce la transmisión.

 

Consejos


Es normal que cuando entramos en terreno desconocido nos asalten dudas, sobre todo si nuestro presupuesto es ajustado y crear un vídeo corporativo puede suponer cierto impacto.  Así que te voy a dar unos buenos consejos que te evitarán más de un sobresalto

1-.Rodéate de buenos consejeros y profesionales.

Ahí afuera vas a encontrar de todo:  excelentes profesionales, profesionales para salir del paso y personas que intentarán aprovecharse de ti.  Desconfía de los “cuñados” que tienen una supercámara porque acabarás yendo a algún profesional que te arregle el desaguisado y acabarás pagando de más.

2-.Define tus objetivos antes de nada.

Has de tener claro qué pretendes obtener con tu vídeo y cómo encaja en tu plan de comunicación, de márketing, de ventas, de formación o del departamento que lo encargue.

Es preciso tener una estrategia elaborada y plasmarla en un buen briefing.  Eso ayudará mucho a la persona encargada del proyecto audiovisual y redundará en un producto de más calidad y más efectivo.

3-.Ni sobredimensiones ni infravalores.

Un error muy habitual es empezar tirando la casa por la ventana con un vídeo corporativo que vale un riñón.  De la misma manera, también nos encontramos con el error de quedarse muy por debajo de lo necesario para conseguir un objetivo claramente ambicioso.

El presupuesto del proyecto ha de ser equilibrado y acorde a los objetivos.

No hay ningún problema en hacer un vídeo corporativo de coste cero o de decenas de miles de euros pero todo ha de ir en consonancia con los objetivos

4-.¿Departamento interno? ¿Personal in house?

Después de la experiencia de tu primer vídeo corporativo seguramente estarás pensando en repetir o en expandir el uso del vídeo en la empresa en varios de tus departamentos.

Si llega ese momento tendrás que tomar una serie de decisiones puesto que es posible que sea rentable la creación de un departamento que se haga cargo de la gestión o creación de tus proyectos audiovisuales corporativos.

Te recomiendo la lectura de mi post sobre video marketing interno o externo, donde se explica el tema con más profundidad y te ayuda a tomar decisiones.

Claves para el éxito de tu vídeo corporativo


Finalizando el artículo (que ya toca) os dejo una breve lista de aspectos clave para afianzar el éxito de vuestro vídeo corporativo.

  1. El mensaje del vídeo ha de ser claro, concreto y directo.

Después de ver el vídeo la audiencia ha de tener una idea muy definida de lo que se nos ha querido contar o de la reacción que ha querido provocar.

 

  1. Menos, es más.

La idea de “caballo grande, ande o no ande” es terriblemente errónea en este caso.  Dependiendo del caso no podremos escapar de hacer un vídeo de cierta duración, pero para que te hagas una idea, la efectividad y atención del público decrece de manera espeluznante cuando se pasan los 2 o 3 minutos de visionado, a menos que se trate de algo realmente atractivo.

Pero atractivo para la audiencia no suele ser lo mismo que atractivo para nosotros.  Tenlo en cuenta.

 

  1. Storytelling y Storydoing.

Para atrapar a la audiencia empápate de estos términos sobre experiencia de usuarioCompréndelos y úsalos como si no hubiera un mañana.  Es la manera más eficaz de que la empresa se conceptualice en algo con lo que la audiencia se pueda identificar.

“Ejemplo de libro de Storydoing.  Más allá del Storytelling”

  1. Aporte de valor.

Ante todo, el vídeo corporativo ha de comprometer un proceso en aquel que lo consuma.  Ya sea la adquisición de un nuevo conocimiento, la toma de una decisión, el cambio de percepción sobre nuestra empresa, etc., sin un mensaje que resulte útil para la audiencia el vídeo está destinado al fracaso.

 

  1. Distribución y posicionamiento.

De nada sirve tener un vídeo corporativo genial si luego la gente no se entera de que existe.

Dentro del proyecto ha de estar contemplado también el apartado de la distribución.

El vídeo es muy versátil y puedes explotarlo de muchas maneras diferentes: plataformas de vídeo, redes sociales, e-mail, artículo de blog, TV convencional, stands de ferias… Hay multitud de ventanas que podemos aprovechar.

 

Conclusión


El vídeo corporativo comprende un enorme abanico de opciones y beneficios para tu empresa.  Y no importa si ésta es pequeña o grande, ya que hay un tipo de vídeo para cada una y para cada objetivo que te marques.

Su alto ratio de conversión, su versatilidad y la familiaridad de la audiencia con este contenido lo hace el producto perfecto para comunicar o provocar una reacción en tu audiencia.

Que no te de miedo embarcarte ya que puedes comenzar con vídeos corporativo a coste cero e ir añadiendo recursos en la medida de tus necesidades/posibilidades.

Espero que este artículo haya servido como mínimo para que te entre el gusanillo de probarlo.  Estaré encantado de ayudaros y resolver vuestras dudas.  ¡Videomarketeros, hasta la próxima!

Zapa (Carlos Zapater) es diplomado en Magisterio por la UB y licenciado en Comunicación Audiovisual por la Universitat Pompeu Fabra. Ha trabajado en empresas de postproducción audiovisual de renombre europeo como Filmtel/Infinia y en el departamento de Marketing de Zyncro antes de abrir Streamyng, su propia consultoría audiovisual.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies